Huracán Bill

Trayectoria del huracán Bill

Trayectoria del huracán Bill

Durante la temporada ciclónica vivo pendiente del parte del tiempo y  de los mapas. Tengo una predisposición a los huracanes que se acentuó  durante el paso por Cuba de Ike y Gustav.

Tras el anuncio de huracán, mi casa se transforma en amasijo de madera  y clavos viejos asegurando ventanas  y puertas; un  desorden total que  lleva las camas a rodar por una sala pequeña, descontando los largos  días sin agua ni electricidad que suelen acompañar a  esos meteoros.

Las fuertes lluvias de este miércoles avivaron mi preocupación al ver  avenidas desbordadas, cortes de electricidad por la caída de árboles y  roturas en transformadores y líneas de distribución. Los aguaceros  dejaron sin corriente a importantes circuitos de La Habana.

Primero Ana, -terminó en tormenta tropical- y ahora  Bill, un huracán,   me hacen  recordar  aquellos días vividos por  millones de cubanos durante el paso de la diabólica parejita de Ike y Gustav. Visité las zonas de desastres en varias oportunidades. 

Las imágenes que publiqué en el blog eran desgarradoras. Pueblos que  prácticamente desaparecieron, mujeres, hombres y niños que salvaron  sus vidas gracias a la labor de la Defensa Civil, y a la suerte que los acompañó.

Hoy amanecí con la noticia de que Bill se había debilitado y  transformado en tormenta categoría 3,  con vientos de más de 200  kilómetros por hora. Su paso por el Océano Atlántico es vigilado por  los meteorólogos, que anuncian grandes olas hacia Bermudas y la costa  del sureste de los Estados Unidos.

Para mañana viernes notifican marejadas en la costa norte del oriente  de Cuba, con posibilidades de inundaciones  en zonas bajas, incluyendo  el malecón de Baracoa.

Según el parte,  esto se debe al mar de leva  que arribará a la zona proveniente del maldito huracán. Bill me asusta. La temporada ciclónica me asusta. Y yo permanezco ante  la TV cada noche,  siguiendo el tiempo, cruzando los dedos para que no  nazca ese ciclón que nos han pronosticado.

Yohandry Fontana

La Habana

Imagen del National Hurricane Center

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 288 seguidores