#Cuba: Lo que rueda en La Habana

Ruta P3, en La Habana

Un curioso documento de la dirección provincial de Transporte en Ciudad de La Habana llegó a mi buzón con una sugerencia para paliar la crítica situación del transporte que aquí en la capital se vive. Proponen escalonar los horarios de entrada a los centros de estudio y trabajo, con todo un cronograma de zonas, tiempos y  análisis de las ventajas y desventajas.

El transporte público capitalino hoy solo cuenta con la posibilidad de mover a 110 mil pasajeros por hora, mientras que en las horas pico de la mañana la demanda gira en torno a unos 600 mil ciudadanos intentado trasladarse y llegar a tiempo a su trabajo o estudio. Pero solo uno de cada cinco capitalinos tiene éxito en el intento, según estadísticas contenidas en ese propio texto.

Luego de barajar en el texto varias alternativas, aseguran acerca del citado escalonamiento de horarios de entrada que “ESTA SOLUCIÓN SE CONSIDERA COMPLETAMENTE FACTIBLE EN LAS CONDICIONES ACTUALES”. Por las mayúsculas y negritas empleadas en el original, pareciera que es esta la única variante que merece el aplauso, y en la que coincidieron los ingenieros del transporte y otros especialistas consultados.

Claro que pensar en importar guaguas ahora es de locos, pero… podría haber otra solución que no encontré en todo el dichoso documento ni siquiera insinuada: Cooperativizar el transporte público. Me sospecho que si esas terminales de ómnibus donde un montón de guaguas duermen el sueño eterno por falta de disponibilidad técnica -como elegantemente le llaman-, se pusieran en manos de cooperativas, motivadas por los beneficios individuales y también sociales que ello pudiera reportar, quizás otro gallo cantaría, o mejor, otro claxon sonaría.

Ahhh, pero si un puñadito de cabezas se ponen a meditar demasiado sobre tal posibilidad, a buscar por dónde puede entrarle el agua al coco y salirle la quinta pata al gato, e invierten una quincena reunidos trazando exigencias y  condiciones especiales, y todo lo demás; entonces es de esperar que ni una rueda se mueva.

Pero prefiero asirme, esperanzado y tozudamente, a lo que al respecto contiene el propio Proyecto de Lineamientos de la política económica y social. En el apartado referido al Transporte, el acápite 262 señala: “Prestar especial atención a los nuevos esquemas, en formación de cooperativas u otras fórmulas de participación social en la actividad de transportación de pasajeros, que resulten en incremento de la calidad y capacidad de respuesta a esta demanda, acorde a las características de cada territorio. Sí, muchos otros cláxones podrían sonar.

Yohandry Fontana

La Habana

Ver documento que circula por correo electrónico sobre el reordenamiento del transporte en La Habana.

Documento del MITRANS en PDF

Anuncios

4 comentarios

  1. […] Actualizados : #Cuba: Lo que rueda en La Habana A la memoria de César LETRA DEL AÑO 2011 #Cuba:Minutos antes del 2011 #Cuba:Wiki […]

  2. Creo que el trabajo del Primer Secretario del PCC en la Ciudad de la Habana y el de su Presidente del Poder Popular van a sufrir una disminucion drastica en su carga laboral. Igualmente sucedera con el Ministro del Transporte, de tal forma que alguna de esas plazas pueden ser eliminadas cuando proximamente se lancen al abismo revolucionario o nuevo cementerio comunista, al menos, 500 000 infelices. De tal forma quedara solucionado el problema de los otros infelices que seguiran regalando su fuerza laboral a los Magnos empleadores y deben llegar a la faena mas temprano que antes, para no caer en la segunda lista depredadora….

    Saludos
    Aurelio Glez
    Para que no muera la Esperanza.

  3. La unica solucion es hacer un metro.

  4. Yohandry, esa medida es mas vieja que el Morro. A principio de los 90 incluso se implemento en varias empresas del municipio Plaza.

Los comentarios están cerrados.