UCI: Cuarta graduación

Texto y fotos: J. Sebastián

Han nacido mil 855 nuevos profesionales como Ingenieros en Ciencias Informáticas. De los que acaban de graduarse, el 47 por ciento son muchachas.
Han nacido mil 855 nuevos profesionales como Ingenieros en Ciencias Informáticas. De los que acaban de graduarse, el 47 por ciento son muchachas.

Han nacido mil 855 nuevos profesionales como Ingenieros en Ciencias Informáticas.

De los que acaban de graduarse, el 47 por ciento son muchachas. Razón más que suficiente para haber dedicado a la mujer esta promoción de la Universidad de Ciencias Informáticas y homenajear de este modo a tres cubanas insignes: Mariana, Celia y Vilma.

Son las graduadas bellas y talentosas jóvenes estudiosas del cibermundo, que junto a sus condiscípulos estructuran el importantísimo e inmediato futuro de la ciencia de la computación.

Y uno se pregunta si es posible que al futuro trabajo no le impriman el sello de tanta beldad e inteligencia —dos rasgos que comúnmente no se ven juntos—, además de esa alegría por conquistar el mundo que debe tener cada joven.

Suman ya 6 490 graduados de este centro de estudios superiores de Cuba, fundado en 2002, que va por su cuarta promoción y que educa a sus estudiantes en el trabajo por el desarrollo de la informatización de la sociedad en los diversos sectores de la economía y los servicios.

La idea es que conozcan y participen en un modelo formativo, insertado en la producción real y en el desarrollo de soluciones informáticas. 200 proyectos productivos, nacionales y para la exportación son parte del proceso enseñanza-aprendizaje desde los primeros años de la carrera.

El 52 por ciento de los ingenieros de esa rama informática en Cuba, son graduados de la UCI. En el actual curso académico, más de 200 estudiantes de sus predios, cumplieron misión internacionalista en Centros de Diagnóstico Integral de Venezuela.
                                                                                          
¡Graduados, graduados!

Yidián Castellano, a nombre de los egresados, agradeció a Fidel —gestor de la idea primigenia—, al claustro de la UCI, a familiares y amigos por el apoyo y por los esfuerzos para hacer de ellos «hombres y mujeres integrales
Yidián Castellano, a nombre de los egresados, agradeció a Fidel —gestor de la idea primigenia—, al claustro de la UCI, a familiares y amigos por el apoyo y por los esfuerzos para hacer de ellos «hombres y mujeres integrales

La presente promoción se lleva 329 Títulos de Oro. 31 de ellos recibieron el premio especial Mella, reconocimiento que entrega el Consejo Universitario a los titulados más destacados por su integralidad durante la carrera y es conferido a la memoria de Julio Antonio Mella, un líder estudiantil cubano que en los años 20s del siglo pasado fundara acciones que aún esparcen semillas.

Yidián Castellano, a nombre de los egresados, agradeció a Fidel —gestor de la idea primigenia—, al claustro de la UCI, a familiares y amigos por el apoyo y por los esfuerzos para hacer de ellos «hombres y mujeres integrales, comprometidos con la Revolución y el desarrollo económico de Cuba».

Los graduados de esa institución académica de La Habana enviaron al líder de la Revolución Cubana, un cuadro con imágenes de las anteriores graduaciones.

En la ceremonia de entrega de las acreditaciones como ingenieros informáticos, celebrada en el teatro Karl Marx estaba la geografía nacional. Naturales de 152 municipios— de los 169 que tiene el país—, salieron con sus títulos y también con la boleta de empleo en sus territorios.

Otra etapa comienza. La vida sigue su curso.

 Tomado de la Revista Alma Mater

Anuncios