Fidel Castro y el aché del haitiano José María

 Fidel Castro en su casa natal. (Foto AFP)

 Fidel Castro estuvo en manos de José María. Poco después que la primera bocanada del oxígeno de Birán le abrieran las puertas de este mundo al recién nacido, las negras manos del haitiano José María cargaron al bebé y le dieron un baño con hierbas aromáticas y medicinales, como había hecho con los anteriores dos hijos de  Doña Lina Ruz y Ángel Castro.

José María fue de los primeros inmigrantes haitianos llegados a aquel punto de la antigua provincia de Oriente, a unos 800 kilómetros de la capital -algunos arribaron incluso antes que Ángel Castro- y no trabajó la tierra de la finca, sino fungió como empleado doméstico y acompañó a doña Lina en sus siete partos; así escuché asegurar a Lázaro Castro -sin ningún vínculo filial con la familia, a pesar de la coincidencia de apellidos-,  historiador y especialista principal del Conjunto Histórico Birán, declarado este año Monumento Nacional.

Un especial recorrido me llevó por la finca, que hoy ocupa 26 hectáreas donde se levantan 11 de las 27 construcciones que conformaban el conjunto original, consumido por un incendio y reconstruido parcialmente 20 años después, en 1974.

Tantas habían sido las curiosidades y emociones vividas por tener al alcance de la mano aquellos objetos entre los que nació y creció Fidel Castro, líder histórico de la Revolución cubana, que para el final del recorrido parecía no quedar ya sorpresa.

Sin embargo, al borde de los humildes bohíos que lindaban con el camino, el historiador Lázaro Castro hizo un alto y allí contó sobre aquel negro haitiano, testigo del primer llanto de los Castro-Ruz y probablemente de sus primeras sonrisas.

Este 13 de agosto, cuando se cumplen 83 años del nacimiento de Fidel, no creo que sean muchos quienes, al felicitarse con sobradas razones por el acontecimiento, dediquen algún pensamiento al negro José María, ya desaparecido. De su existencia parecen ser pocos los enterados. El haitiano quizás nunca oyó decir que toda la gloria del mundo podía caber en un grano de maíz, pero con un saber venido de la tierra misma, puso su anónima gota en el riego del grano.

Tomado del blog de Vladia Rubio

Fidel Castro espera su cumpleaños trabajando

Alex Castro, hijo de Fidel, tomó esta imagen hace muy poco

Alex Castro, hijo de Fidel, tomó esta imagen hace muy poco

Amanece y me disponía a dejar el ciberespacio. El cumpleaños 83 de Fidel  motivó diversas actualizaciones en mi blog, entre ellas una foto inédita del Comandante, tomada recientemente.

Reviso Cubadebate.cu, un sitio que mantiene la actualidad de Cuba, pero que, principalmente, publica las reflexiones de líder de la Revolución. Era lo previsible. Fidel esperó su onomástico trabajando.

Una causa justa que defender y la esperanza de seguir adelante

Fidel Castro

Durante las últimas semanas, el actual Presidente de Estados Unidos se empeña en demostrar que la crisis va cediendo como fruto de sus esfuerzos para enfrentar el grave problema que Estados Unidos y el mundo heredaron de su predecesor.

Casi todos los economistas hacen referencia a la crisis económica que se inició en octubre de 1929. La anterior había sido a finales del Siglo XIX. La tendencia bastante generalizada en los políticos norteamericanos es la de creer que tan pronto los bancos dispongan de suficientes dólares para engrasar la maquinaria del aparato productivo, todo marchará hacia un idílico y jamás soñado mundo.

Las diferencias entre la llamada crisis económica de los años 30 y la actual son muchas, pero me limitaré sólo a una de las más importantes. Continuar lectura.

Fidel: Contigo por siempre

Foto inédita de Fidel Castro por su cumpleaños

Alex Castro, hijo del líder cubano Fidel Castro, se para junto a la última foto que tomó de su padre

Alex Castro, hijo del líder cubano Fidel Castro, se para junto a la última foto que tomó de su padre

Una exposición fotográfica en conmemoración del 83 cumpleaños del líder de la Revolución cubana, Fidel Castro, fue inaugurada en la que se recogen momentos significativos de su vida política y personal.
 
La muestra, titulada 83 motivos, está compuesta por 80 imágenes de los fotógrafos cubanos Osvaldo Salas, Liborio Noval, Roberto Salas, Pablo Caballero y Alex Castro, desde 1955 hasta este 2009, así como tres obras plásticas realizadas por los pintores Adigio Benítez, Ever Fonseca y Esteban Leyva.
 
 A la velada inaugural, celebrada en el capitalino Hotel Nacional, asistieron Ricardo Alarcón, presidente de la Asamblea Nacional del Poder Popular (Parlamento cubano), Alfredo Guevara, presidente de la Fundación del Nuevo Cine Latinoamericano, así como otras personalidades de la cultura de la isla.
 
 Alarcón expresó que la exposición “es un verdadero regalo para una persona que siempre ha promovido los valores culturales y estéticos de un pueblo y una nación”.
 
 “En cada una de estas fotos podemos encontrar un vínculo con la historia de este pueblo pero algo más importante, es una muestra de cómo Cuba y el mundo han cambiado durante casi medio siglo”, subrayó.
 
 Entre las fotografías más significativas destacan: Fidel Castro caminando por el Parque Central de Nueva York, sus encuentros con distintos líderes latinoamericanos y mundiales como el panameño Omar Torrijos, el chileno
 
 Salvador Allende y el venezolano Hugo Chávez, entre otras.
 
 Asimismo otras instantáneas lo muestran en contacto directo con su pueblo y quizás la foto más comentada fue la de su propio hijo, Alex Castro, tomada hace apenas unos días.
 
 La muestra, una iniciativa de la Sociedad Cultural José Martí, del Hotel Nacional de Cuba y la Oficina del Historiador de la Ciudad de La Habana, estará abierta en la instalación hotelera capitalina durante agosto para luego recorrer todo el país.
 
 Fidel Castro nació el 13 de agosto de 1926, en Birán en el oriente de Cuba, y es el tercero de siete hijos de Ángel Castro Argiz y Lina Ruz González. (PL)

Foto: AFP