Intelectuales cubanos contra el bloqueo

Este mensaje debe llegar al pueblo norteamericano, a sus mejores artistas, creadores y cientificos

"Este mensaje debe llegar al pueblo norteamericano, a sus mejores artistas, creadores y científicos", dijo Alicia Alonso.

Reconocidos artistas e intelectuales cubanos presentaron hoy el llamamiento Con Cuba hoy,  a suscolegas del mundo para que reclamen el inmediato levantamiento del criminal bloqueo norteamericano y promuevan acciones de solidaridad y ayuda a la Isla.

La Prima Ballerina Assoluta Alicia Alonso, directora general del Ballet Nacional de Cuba,  subrayó que este mensaje debe llegar al pueblo norteamericano, a sus mejores artistas, creadores y científicos. 

Emocionada se preguntó por qué niegan al pueblo cubano el derecho a vivir “si queremos, dijo, intercambiar con ellos lo que conocemos.”

Destacó que en Estados Unidos sufrieron y sufren por el paso de los recientes ciclones, pero Cuba fue arrasada de un extremo al otro y lo que solicita el país es el derecho a vivir en el mundo, a defender la vida y la existencia de ese mundo.

Alertó a los colegas estadounidenses para que despierten porque se vive una sola vez en la vida, y estamos todos juntos, afirmó.

Entre los cientos de firmantes se encuentran Eusebio Leal, Gaziella Pogolotti, Miguel Barnet, Roberto Fernández Retamar, Roberto Fabelo, Silvio Rodríguez, Pablo Milanés, Chucho Valdés, Omara Portuondo, Leo Brouwer, Alfredo Guevara, César Portillo de la Luz, Rosita Fornés, Harold Gramatges,  Julio García Espinosa, Roberto Valera y Abelardo Estorino, entre otros.

El documento presentado por el laureado escritor Miguel Barnet, presidente de la Unión de Escritores y Artistas de Cuba (UNEAC) fue recibido con aplausos ante más de un centenar de relevantes figuras de las letras, el teatro, las artes plásticas, la danza y la radio y la televisión, y culminó espontáneamente con el Himno Nacional.

Expresa que hoy Cuba vive una situación dramática por el paso de los huracanes Gustav e Ike, en apenas ocho días, cuyo saldo  resulta estremecedor en todo el territorio nacional por el daño a esenciales ramas de la economía, la producción de alimentos, destrucción de viviendas, escuelas e instituciones culturales, aunque las pérdidas de vida son mínimas.

Precisa que en Estados Unidos se ha abierto un debate acerca de las restricciones impuestas a los cubanos residentes en ese país para visitar y enviar ayuda a sus familias en la Isla.

Destaca que Cuba ha solicitado que, al menos, se le permita comprar en Estados Unidos materiales para la reparación de viviendas y líneas eléctricas y que se autorice a empresas norteamericanas ofrecer créditos comerciales al país para comprar alimentos.

El llamamiento subraya que como respuesta la administración de Bush ha ofrecido una ridícula ayuda y ha ratificado su política de bloqueo económico y financiero, que en esta coyuntura resulta aun más cruel e inmoral.

La convocatoria que levantó este mensaje, dijo Barnet, ha contado con el pleno respaldo de artistas de todas las provincias, los que incluso, expresó, han hecho donaciones.

Una larga fila de firmantes del llamamiento, se realizó de inmediato en la sede de la UNEAC, donde se abrió un libro para recibir la adhesión de los intelectuales.

Colaboración de Octavio Borges

Informe oficial de Cuba sobre daños de Gustav e Ike

Del informe oficial de Cuba de datos preliminares sobre los daños de Gustav e Ike

oi

Más de 444 mil viviendas dañadas durante el paso de Gustav e Ike por Cuba

Bajar informe:   Clic  aquí  (INFORME DE LAS PÉRDIDAS)

La acción combinada de los huracanes Gustav e Ike en vientos, lluvias e inundaciones a su paso prácticamente por todo el país, entre el 30 de agosto y el 9 de septiembre, incluidos los efectos previos y posteriores a su entrada y salida del territorio nacional, la convierten sin duda alguna en la más devastadora en la historia de estos fenómenos meteorológicos en Cuba con relación a la magnitud de los daños materiales ocurridos.

Para nuestro pueblo, preparado durante años para enfrentar desastres naturales gracias a la organización y eficiencia demostradas por su fuerte, enérgica y previsora Defensa Civil, como la calificara Fidel, han sido sobrecogedoras las vivencias de cientos de miles de compatriotas directamente damnificados y las imágenes trasmitidas por los medios de prensa de las localidades impactadas.

Solo la Revolución evita que ante tan significativas afectaciones a las actividades económico-productivas y de servicios y a toda la infraestructura de la nación, provincias como Pinar del Río, Holguín,  Las Tunas, Camagüey y el municipio especial Isla de la Juventud, por mencionar las que recibieron el golpe más demoledor, no sean declaradas zonas de desastre, y sus habitantes no estén inmersos en la desolación.  Por el contrario, es la confianza de que dejaremos atrás esta compleja situación lo que prevalece en esos territorios y en todo el país; es la seguridad de que, unidos bajo la dirección del Partido, desarrollaremos el intenso y efectivo, aunque sea prolongado, proceso de recuperación y restablecimiento.

Tanto el huracán Gustav como el Ike, en sus trayectorias, pusieron en tensión virtualmente a todo el país desde el 25 de agosto en que la Defensa Civil emitió la primera nota sobre esos meteoros pasando a fase informativa las provincias orientales, hasta la número 9 referida al Ike, el 11 de septiembre, que puso a Pinar del Río en la etapa recuperativa.

No hubo en uno y otro evento territorio alguno que escapara de sus amenazas e impactos.  Cercano a su entrada y salida por tierra pinareña, casi por los mismos sitios ­─kilómetros más o menos de diferencia de su antecesor­─, el Ike tuvo en alarma ciclónica a todo el país. La historia es suficientemente conocida.

Como se sabe, la primera prioridad del país en estas circunstancias, desde que son pronosticadas las posibilidades de riesgo, es la salvaguarda de las vidas humanas.  Algunos datos ilustran el alcance del esfuerzo en este sentido.

En total, por ambos fenómenos meteorológicos, fueron protegidas 3 millones 179 mil 846 personas ─2 millones 772 mil 615 de ellas cuando el Ike­─, de las cuales solo cerca de medio millón se albergó en centros de evacuación; el resto recibió abrigo solidario de familiares y vecinos, en lo que se emplearon más de 10 mil medios de transporte y cientos de albergues habilitados para la ocasión.  Adicionalmente, como consecuencia de las medidas adoptadas por el Ike, se retornaron a sus viviendas 176 mil 113 estudiantes de centros internos y fueron reubicados 2 mil 818 turistas.

En función del Sistema de Defensa Civil y misiones derivadas, laboraron en uno y otro evento más de 87 mil compañeras y compañeros entre movilizados y personal de los puestos de dirección desde la nación hasta las zonas de defensa.

Y aunque durante el Gustav no se produjo ninguna pérdida de vida humana, en los días del Ike, como se informó oportunamente, hubo que lamentar la muerte de siete ciudadanos en varias provincias, no solo como consecuencia directa de sus efectos, sino de la falta de observancia estricta de las medidas orientadas por la Defensa Civil.

Cuantiosas pérdidas materiales

Evaluaciones muy preliminares de los daños acaecidos en los menos de diez días que impactaron el territorio nacional ambos huracanes cifran las pérdidas en alrededor de
5 mil millones de dólares.

Sin duda uno de los impactos más letales causados por Gustav e Ike fue el de la vivienda: más de 444 mil dañadas, buena parte de ellas con pérdidas parciales y totales de techo, además de otras averías; y del total,
63 mil 249 son derrumbes totales.

En todos los territorios hubo afectaciones ­-que no son los números finales pues aún podrá incrementarse una cierta cantidad motivado por el efecto conjunto de las intensas lluvias y el paso de los primeros días­-, pero las mayores están directamente relacionadas con aquellos más castigados por las lluvias y vientos más intensos a lo que se sumaron las causadas por inundaciones y penetraciones del mar, antes, durante y después, es decir, Pinar del Río y la Isla de la Juventud, sobre todo por el Gustav (con su categoría 4 aventajada), y Holguín, Las Tunas y Camagüey, por el Ike (categoría 3).

Puede calificarse, además, como el tipo de problema más complejo, no solo porque en el caso de las viviendas destruidas deja a más de 200 mil personas sin ellas por un tiempo, y a algunos cientos de miles más cuyas casas requieren reparación, sino porque construir y rehabilitar implica inversiones  financieras y en recursos verdaderamente millonarias, y obligadamente años de trabajo intenso.

Bajar informe:   Clic  aquí  (INFORME DE LAS PÉRDIDAS)

Continúa restablecimiento sevicio eléctrico en Pinar del Río

PINAR DEL RÍO.- Después del azote de dos huracanes que destrozaron sus tendidos eléctricos, Vueltabajo se conectó al Sistema Electroenergético Nacional (SEN) mediante la instalación de cuatro torres emergentes en la línea de 110 Kv sur que enlazan al territorio con Artemisa y Mariel.

El ingeniero Ramón Miguel Pedrera Valdés, director de la Empresa Eléctrica en esta provincia, destacó a JR la significación de este hecho en la seguridad y estabilidad del servicio eléctrico que hasta hace dos días funcionaba exclusivamente gracias a los 152 grupos electrógenos de generación y a los cerca de 500 de emergencia que están distribuidos en centros de salud, producción de alimentos y fuentes de abasto de agua, entre otros objetivos principales.

Hasta el territorio de Sandino se encontraba ya enlazado con el SEN y se espera que en las próximas horas lo haga Minas de Matahambre, lo cual permitirá que los grupos electrógenos entren en funcionamiento solo por la noche, contribuyendo al ahorro de diésel.

El 55 por ciento de los clientes vueltabajeros poseen hoy servicio eléctrico gracias a los grupos electrógenos ubicados, no solo en cabeceras municipales, sino incluso en poblados como Puerto Esperanza, en Viñales; San Diego de los Baños, en Los Palacios, así como Alonso de Rojas y Piloto, ambas comunidades pertenecientes a Consolación del Sur.

Los meteoros derribaron 137 torres de 220 Kv y 13 de 110 Kv, además de cientos de kilómetros de tendido eléctrico, una buena parte del cual atraviesa zonas de difícil acceso.

Suman cerca de 1 100 los linieros pinareños y de otras provincias que participan en la recuperación de un sector tan decisivo como el de la generación eléctrica, del cual depende la vitalidad de otros, incluidas las fábricas productoras de materiales de la construcción.

Comunidades del propio municipio de Pinar del Río como Ovas, Briones, la carretera a La Coloma y la de Viñales tardarán entre diez y quince días más sin el servicio, período que será mayor en otros territorios afectados, aunque las fuerzas movilizadas, los 117 carros de servicio y diez grúas de toda la nación se esfuerzan por reducir esa incidencia, según resaltó la propia fuente.

El 72 por ciento del consumo de energía eléctrica en Vueltabajo corresponde al sector residencial, por lo cual se hace un llamado a la población para que solo consuma lo necesario y contribuya así a que otros también puedan tener lo indispensable.

Restablecido el 50 por ciento de la electricidad en Holguín

Los servicios eléctricos en la provincia de Holguín presentan ya cerca del 50 por ciento de su restablecimiento, en uno de los sectores más afectados tras el paso del huracán Ike por Cuba.

Héctor Lugo, funcionario de la Empresa Eléctrica, informó ante el Consejo de Defensa Provincial que la recuperación en este frente avanza progresivamente en cada localidad azotada por el meteoro, especialmente en los municipios de  la zona norte del territorio, donde se ensañó “Ike”.

Sectores residenciales, hospitales, panaderías, centros gastronómicos y de elaboración de alimentos para la población, así como también puntos de abasto de agua, entre otros sitios vitales, reciben los servicios a través de la red nacional o mediante grupos electrógenos.

La problemática en torno a ese frente se originó fundamentalmente por la caída de árboles en casi la totalidad de las áreas urbanas y en numerosos trayectos de las líneas de alto voltaje.

Brigadas de linieros y otros trabajadores de la rama, además de fuerzas solidarias procedentes de las provincias de Granma y Sancti Spíritus, dedican ingentes esfuerzos para restaurar, en el menor tiempo posible, el fluido en la mayor cantidad de zonas.

El huracán Ike azotó la provincia de Holguín, localizada en el noreste de la Isla, desde las nueve de la noche del día siete hasta la medianoche del lunes ocho, al penetrar por Punta Lucrecia, Banes, con categoría tres en la escala Saffir-Simpson, de un máximo de cinco.

Las afectaciones fueron cuantiosas, fundamentalmente en viviendas, los cultivos varios y la electricidad, especialmente en los municipios de Gibara, Banes, Antilla, “Rafael Freyre”, Holguín y Mayarí.

Colaboración Leonardo Pupo Pupo