Agradecen jóvenes médicos norteamericanos formación recibida en Cuba

Erica Meléndez, de California

Erica Meléndez, de California

Los jóvenes norteamericanos Erica Meléndez, de California, y Nowa Aigbogun, de Nueva York, agradecieron al pueblo cubano la posibilidad de convertir en realidad el sueño de graduarse de la carrera de medicina en la mayor de las Antillas.

Un grupo de ocho estadounidenses recibirá mañana sus títulos de Licenciados en medicina, tras haber concluido siete años de estudios en la Escuela Latinoamericana de Medicina (ELAM), dijo Meléndez en conferencia de prensa aquí, quien es de origen salvadoreño y residente en la ciudad de Los Angeles.

Aigbogun, del neoyorquino barrio de Harlem, precisó que conoció de las palabras del líder cubano Fidel Castro sobre la existencia de un Tercer Mundo dentro de EE.UU. y de su ofrecimiento de becas para que jóvenes de escasos recursos financieros estudien en la Isla caribeña.

Hoy le doy las gracias al pueblo cubano por permitirme convertirme en profesional y compartir lo aprendido aquí con mi comunidad, agregó.

Meléndez denunció también los altos costos financieros de los estudios de medicina en las universidades estadounidenses.

A una pregunta de la AIN, señalaron su aspiración de cambiar el sentido mercantilista en que se sustenta la atención médica en el principal país capitalista del mundo e introducir allí las prácticas de la medicina preventiva y familiar.

Ambos jóvenes precisaron que a su regreso a territorio norteamericano se someterán a los exámenes de revalidación de sus títulos.

Ellen Bernstein, directora asistente de la Fundación Interreligiosa Pastores por la Paz, recordó que el Jefe de la Revolución cubana ofreció un número de becas de medicina para estudiantes norteamericanos de bajos ingresos.

Informó que en la actualidad estudian en la ELAM 103 estadounidenses  en los diferentes años de la especialidad, y que otros 17 esperan su incorporación.

Nota y foto de la AIN